Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

Posted in Destacados, Diabetes

Preeclampsia, el mayor riesgo de complicaciones en el embarazo

preeclamsia chLa preeclampsia es una enfermedad cuyo origen es desconocido y que tiene repercusiones en la salud de la madre y el recién nacido. Por lo regular este padecimiento es motivo de hospitalizaciones prolongadas, ya que el tratamiento definitivo es la interrupción del embarazo.

Este trastorno hipertensivo exclusivo del ser humano se presenta aproximadamente en el  10% de los embarazos a nivel mundial, haciéndose visible con mayor frecuencia en países en desarrollo. Específicamente en el caso de México, el 52% de las complicaciones que se presentan durante el embarazo, corresponden a este padecimiento. La preeclampsia es una de las principales causas de muerte materna y es responsable de una alta morbi-mortalidad fetal.

Las adolescentes y mujeres de 35 a 40 años son el principal grupo de riesgo de padecerla. La preeclampsia se manifiesta por un incremento de la presión arterial después de la semana 20 de gestación y en el puerperio (cuarentena). Dolor de cabeza, zumbido de oídos, malestar en la boca del estómago y ver lucecitas, son los principales síntomas de alerta de la enfermedad.

Por lo regular, las condiciones de hipertensión se mantienen latentes hasta el momento del nacimiento del bebé. No obstante, la obesidad, la diabetes, el embarazo gemelar y un bajo consumo de calcio alteran este equilibrio y aumenta el riesgo de padecerla.

Según estudios recientes, la suplementación con calcio reduce el riesgo de hipertensión y preeclampsia durante el embarazo. Por ello, la Organización Mundial de la Salud (OMS), recomienda se suministre suplementos de calcio para prevenir la aparición de esta enfermedad, sobre todo, a aquellas mujeres que tienen factores de riesgo en zonas con baja ingesta de este mineral.

El Dr. Zigor Campos, especialista en ginecología, médico de base de la clínica de ginecología y obstetricia No. 4 del IMSS comenta: “La ingesta diaria de calcio recomendada por el Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición es de 1,200 miligramos para mujeres embarazadas y de 800 miligramos para los adultos.

Especialistas del IMSS (Instituto Mexicano del Seguro Social) aconsejan a todas las mujeres embarazadas estar alerta ante la presencias de cualquiera de los síntomas de la enfermedad, ya que a pesar de que estén controladas con un antihipertensivo, pueden presentar cifras por arriba de lo normal (120/80).

Asumir un papel activo en el control de nuestro embarazo a través del conocimiento de los factores que pueden influir de forma negativa en él nos ayudará a prevenir complicaciones y a disfrutarlo al máximo. Por ello te recomendamos visitar  www.aquientrenosotras.net, en donde encontrarás respuesta a todas tus dudas.

Post a Reply