Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

Posted in Tratamientos

Más educación = más esperanza de vida

A pesar de los avances médicos, la esperanza de vida de los estadounidenses pobres con menor educación ha aumentado muy poco en las últimas décadas, reportan investigadores.

 En algunos casos, la esperanza de vida de las personas que no terminan la secundaria en realidad se está acortando, de acuerdo a un nuevo estudio. Mientras tanto, los estadounidenses con los niveles más altos de educación y más beneficios socioeconómicos viven mucho más que en las décadas de los 50 y 60.

“Esencialmente, hay dos Estados Unidos”, lamentó en un comunicado de prensa de la Universidad de Illinois el autor líder del estudio Jay Olshansky, profesor de epidemiología de la Facultad de Salud Pública de la Universidad, de Chicago. “Los hombres blancos con mayor educación viven 14 años más que los hombres negros menos educados. Las mujeres negras menos educadas viven alrededor de 10 años menos que las mujeres blancas más educadas”, explicó Olshansky.

Para llevar a cabo el estudio, los investigadores analizaron las tendencias en la esperanza de vida de 1990 a 2008. Específicamente, observaron la forma en que la edad, el sexo, la raza y la educación de las personas influían en su longevidad. El estudio reveló que los estadounidenses con una educación inferior a la secundaria tenían esperanza de vida similar a los adultos que vivieron hace 50 o 60 años. “En las últimas dos décadas, la longevidad de casi todos los grupos ha aumentado, pero han habido algunos subgrupos que han experimentado un descenso en la esperanza de vida”, anotó Olshansky.

Los autores señalaron que las mujeres negras con el menor nivel educativo experimentan niveles altos de obesidad, influyendo directamente en su salud. Especularon que las mujeres blancas menos educadas podrían resultar afectadas por conductas como fumar, además del uso de alcohol y drogas.

La educación y el estatus socioeconómico son factores clave relacionados con la esperanza de vida, señalaron los investigadores. Concluyeron que la educación es importante para abordar las significativas disparidades en la longevidad de los estadounidenses.

El estudio aparece en la edición de agosto de la revista Health Affairs. FUENTE: University of Illinois at Chicago, news release, Aug. 6, 2012

Post a Reply