Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

Posted in Avances

Los latinos son más vulnerables a la diabetes tipo 2

Los latinos son más propensos a acumular grasa en el páncreas y son menos capaces de compensarlo mediante la excreción de insulina, según muestra un estudio realizado por el hospital Cedars Sinaí, Los Ángeles.

La investigación consistió en examinar a pacientes con sobrepeso y prediabéticos, y fue publicada en línea a través del Diabetes Care como parte de un estudio del Instituto del Corazón del Cedars-Sinaí, del Instituto de Investigación de Imagen Biomédica, y del Instituto de Investigación de Diabetes y Obesidad, para identificar las medidas biológicas que podrían ayudar a predecir qué pacientes son propensos a desarrollar diabetes tipo 2.

“La prevención de la diabetes es nuestro objetivo”, dijo Richard Bergman, director del Instituto de Investigación de Obesidad y Diabetes del Cedars-Sinai, Los Ánegles y principal autor del estudio. “No todas las personas que tienen sobrepeso o son obesos y que tienen resistencia a la insulina, llegan a desarrollar diabetes. Si somos capaces de determinar quién tiene más probabilidades de desarrollar diabetes y por qué, entonces podemos avanzar hacia la prevención de esta enfermedad en las personas”, dijo Bergman.

El estudio comparó a los participantes de raza blanca, negra y latina de manera similar, todos compartían rasgos de sobrepeso y muchos de los síntomas prediabéticos.

Se encontró que la grasa almacenada en el páncreas de los latinos, es menos capaz de producir cantidades adecuadas de insulina en comparación con los otros participantes del estudio: blanco y negro. Tal vez por eso los latinos tienen un mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo 2.

En la obesidad crónica, el tejido adiposo que está diseñado para almacenar grasa empieza a funcionar mal, permitiendo que la grasa se extienda en el páncreas, hígado y músculo esquelético.

Las diferencias étnicas se encuentran en la forma en la que los órganos producen insulina y responden al exceso de grasa.

Algunos individuos pueden ser resistentes a la insulina durante toda su vida, pero nunca llegan a desarrollar diabetes debido a que su páncreas puede compensarlo mediante la secreción mayor de la hormona reguladora del metabolismo (insulina). En otros, el páncreas no puede compensar esta secreción y es en estos casos donde los pacientes presentan mayor riesgo de tener diabetes tipo 2.

 “Una de las razones por las que algunas personas tienen un mayor riesgo, creemos, es que el páncreas es incapaz de secretar suficiente insulina, lo que genera un progreso individual de la glucosa que genera la diabetes tipo 2”, comenta Lidia Szczepaniak, directora de resonancia magnética del Instituto del Corazón del Cedars-Sinaí, Los Ángeles y del Instituto de Investigación de Imagen Biomédica.  “En nuestro estudio, encontramos que los latinos son especialmente vulnerables, ya que tienden a almacenar más grasa en el páncreas y la secreción de insulina compensatoria fue suprimida por completo”, mencionó.

Esta investigación incluyó el uso de una técnica médica de imagen no invasiva, conocida como resonancia magnética de espectroscopia y sirve para medir la cantidad de grasa en los órganos.

En el estudio, los adultos latinos, negros y blancos completaron tres visitas de investigación, incluyendo una prueba de tolerancia a la glucosa oral; una prueba de tolerancia a la glucosa intravenosa para evaluar la función de células beta y la resistencia a la insulina, y se sometieron a una resonancia magnética de espectroscopia para evaluar los niveles de grasa en el páncreas y el hígado.

Según datos de la Secretaría de Salud, la diabetes mellitus ha aumentado 30 por ciento en México en las dos últimas décadas. Actualmente, en México hay 6.4 millones de habitantes con diabetes, en su mayoría del tipo 2, y se estima que para el año 2025 lo padezcan 11 millones de mexicanos.

Tomando como referencia este estudio en el que se refleja cierta predisposición de la comunidad latina para presentar esta enfermedad, es importante que todos los mexicanos trabajen en favor de la prevención a través de mantener un equilibrio en la alimentación, fomentar rutinas de ejercicio  y apoyar los programas de salud que existen para hacer frente a esta enfermedad, con el objetivo de ayudar a que poco a poco el número de personas diabéticas disminuya.

 

Fuente: Cedars-Sinaí

Post a Reply