Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

Posted in Consiéntete, Destacados

Lo que les quita el sueño a las mujeres

lo que quita el sueño chEn 1998 la encuesta Las Mujeres y el Sueño, de la Fundación Nacional del Sueño (NSF) encontró que la mujer entre los 30 – 60 años dormía únicamente seis horas y cuarenta y un minutos entre semana. Una encuesta más reciente en el 2005 de la misma institución, reveló que las mujeres presentan más dificultades que los hombres para conciliar el sueño, mantenerse dormidas durante toda la noche, y presentan síntomas de somnolencia durante el día.

Las condiciones biológicas de la mujer, los cambios en los niveles hormonales durante el ciclo menstrual, el embarazo y la menopausia tienen un impacto en el sueño. Investigaciones han demostrado que no dormir suficiente incrementa el número de accidentes en el trabajo debido  a que los niveles de concentración disminuyen, de igual manera la falta de sueño puede aumentar la presencia de algunos padecimientos y aumento de peso.

El insomnio es el trastorno más común del sueño. De acuerdo con la encuesta El Sueño en América, 2005 la mujeres (57%) tienen mayor propensión que los hombres (51%) de experimentar episodios de insomnio por lo menos una noche por semana. Resultando en somnolencia al día siguiente. Un estudio encontró que las mujeres postmenopáusicas con sobrepeso que hacen ejercicio por la mañana presentan menor dificultad para conciliar el sueño y tienen mejor calidad de sueño que aquellas que lo realizan por la noche.

La apnea del sueño es un trastorno serio del sueño que se caracteriza por roncar, respirar de manera interrumpida durante el sueño así como presentar síntomas de somnolencia excesiva durante el día. Mientras que la apnea es más común en los hombres, aumenta en las mujeres después de cumplir los 50 años de edad.

Debido a que el sobrepeso es un factor de riesgo para la apnea del sueño, las mujeres durante la menopausia son 3.5 veces más propensas de tener este trastorno del sueño. Algunos atribuyen su prevalencia a cambios hormonales tales como la disminución de progesterona. Estudios también han encontrado que la apnea del sueño está asociada al aumento de la presión arterial.

El sueño y el dolor. Más mujeres (58%) que hombres (48%) sufren de dolores nocturnos, de acuerdo a una Encuesta Gallup de NSF, 1996. En la encuesta El Sueño en América de NSF, 2000 una de cada cuatro mujeres reportó que el dolor o incomodidad física interrumpieron su sueño tres noches o más por semana. Las condiciones de dolor como migraña, dolores de cabeza de tensión, condiciones reumáticas o artríticas a la vez que acidez son todas más comunes entre las mujeres. El dolor puede dificultar conciliar el sueño y provoca que las personas se levanten durante la noche o en la madrugada.

Trabajos por turnos. De acuerdo a algunos estudios, las mujeres que trabajan el turno de la noche duermen menos y presentan mayores problemas de sueño, así mismo presentan irregularidades en los ciclos menstruales, dificultad para embarazar, promedios más altos de abortos, nacimientos prematuros y bebés con peso más bajo al nacer que las mujeres que trabajan un día regular. Sin embargo, la mayoría de las mujeres trabajadoras por turnos tienen bebés normales y saludables. Los cambios en exposición a la luz y la pérdida de sueño causada por el trabajo por turnos pueden tener efectos biológicos u hormonales que no han sido analizados con rigor científico. Las mujeres trabajadoras por turnos deben consultar al médico si experimentan dificultades menstruales, infertilidad, embarazo u otras condiciones/problemas de salud.

Fuente: http://www.sleepfoundation.org/article/en-espa%C3%B1ol/las-mujeres-y-el-sue%C3%B1o

 

Post a Reply