Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

Posted in Cuida tu diabetes, Destacados

Cuidados bucales para personas con diabetes

lavar dientes chLas personas con diabetes son más propensas a desarrollar infecciones orales y enfermedades periodontales (de encías), además las infecciones tienden a ser más graves en diabéticos que en los pacientes sanos. Por ejemplo los diabéticos pueden experimentar una disminución del flujo de saliva o una sensación de ardor en la boca o lengua, lo que ocasiona que tengan una mayor incidencia de caries.

Los pacientes con diabetes que reciben un cuidado dental adecuado, mantienen una buena higiene y controlan su insulina tienen mejores posibilidades de evitar problemas dentales como caries y enfermedad de las encías. Sin embargo un mal control de la diabetes y una mala higiene bucal pueden derivar incluso en la pérdida de piezas dentales.

En caso de la pérdida de algún diente se puede optar por implantes dentales. Sin embargo debe de tenerse mucho cuidado al realizar una cirugía en una persona con diabetes, ya sea una extracción, implante o cirugía gingival, dado que la boca está en relación directa con los demás sistemas del cuerpo y al practicar cualquier cirugía los niveles de glucosa se pueden alterar, provocando complicaciones importantes. Además si no está controlada la Diabetes, se puede ser blanco de una infección. Ningún dentista debe realizar procedimientos en un paciente con diabetes no controlada.

Los pacientes deben mantener un buen cuidado de su salud dental para prevenir infecciones en la boca, en caso de aparecer éstas deben de ser tratadas inmediatamente. Se pueden utilizar antibióticos, enjuagues bucales con medicamento y limpiezas con el dentista más frecuentes para evitar complicaciones relacionadas con las infecciones. Para mantener los dientes y las encías sanas, los pacientes con diabetes deben ser conscientes de sus niveles de glucosa en sangre y controlar sus niveles de triglicéridos y colesterol regularmente. Estos tienen una correlación directa con las posibilidades de desarrollar enfermedades periodontales.

 

¿Cuál es el mejor momento para recibir cuidados dentales?

Si no tienen controlada la glucosa en sangre, los pacientes con diabetes deben hablar con su odontologo y con su médico acerca de recibir el cuidado dental apropiado. Los procedimientos dentales deben ser cortos y sin estrés. Es una buena idea concertar citas por la mañana ya que los niveles de glucosa en sangre tienden a estar más controlados durante ese momento del día.

La diabetes puede producir infecciones en las encías y en el hueso de sostén de los dientes, lo cual podría provocar la pérdida de diversas piezas dentales. Como todas las infecciones, las de la boca pueden hacer que los niveles de glucosa en la sangre se eleven y se descontrolen provocando complicaciones importantes.

 

La pasta dental

Es común que las personas piensen que no deben usar pasta dental porque contiene azúcar; sin embargo, no es necesario cambiar la pasta por ningún otro producto, pero sí es necesario tener una excelente técnica de cepillado, utilizar hilo dental y completarlo con visitas periódicas al dentista. El azúcar o edulcorantes de las pastas dentales son en su mayoría edulcorantes naturales como sorbitol que no interfieren el metabolismo de la glucosa, sin embargo, es recomendable acercarte a un especialista para que asegurarnos de que la pasta dental que estamos utilizando es la más adecuada. Te invitamos a hacer una cita en la clínica dentalia que más te convenga; obtendrás una revisión general sin costo en tu primer visita.

 

¿Una persona con Diabetes puede someterse a un tratamientos dentales como brakets, implantes, restauraciones etc.?

Sí, se puede realizar siempre que las encías se encuentren sanas y el control de glucosa sea adecuado.

En las clínicas dentalia cuentan con dentistas, tanto generales como especialistas egresados de las mejores universidades de México, que estarán encantados de asesorar a todos los pacientes con diabetes en cuidados preventivos para cuidar de su salud dental.

 

Por Dr. Alejandro Galicia

Fuente: dentalia.com

 

 

Post a Reply