Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

Posted in Destacados, Nutrición

Beneficios de la inclusión de fibra dietética en de la alimentación

fibra chDespués de varios años de investigación, se ha demostrado que la fibra dietética debe formar parte de una dieta correcta debido a sus beneficios atribuibles en torno a la prevención y aparición de ciertas enfermedades como la obesidad, diabetes mellitus tipo 2 (DM2), dislipidemias  y cáncer colorrectal1.

Por sus características químicas y solubilidad en agua se identifican dos tipos de fibra dietética: insoluble y soluble. La fibra insoluble consiste en componentes rígidos de la pared celular de los vegetales, como la celulosa, la  lignina y la hemicelulosa. Fisiológicamente la fibra insoluble reduce el tiempo del tránsito intestinal, aumenta el peso de las heces y les da una textura suave2.

La fibra dietética soluble consiste en polisacáridos no celulósicos como las pectinas, gomas, mucílagos y los fructooligosacáridos (FOS). La función fisiológica de este tipo de fibra es dar volumen al bolo fecal y servir de sustrato para la microbiota intestinal (fermentación). La diferencia entre los FOS (compuesto por unidades de fructosa) y el resto de la fibra soluble es que los  fructooligosacáridos, además de servir como sustrato para los lactobacilos y bífidobacterias del colon, son responsables de la formación de ácido butírico y propiónico, a los cuales se les asocia un efecto protector contra cáncer de colon y recto 1,2.

 

Alteraciones del TGI y cáncer de colon

Además de prevenir el estreñimiento regulando la motilidad intestinal, la frecuencia en la defecación y proporcionar volumen y consistencia suave a las heces, el consumo de fibra dietética puede evitar la presencia de divertículos y el desarrollo de cáncer de colon y recto.

¿Cómo aumentar el consumo de fibra?

El profesional de la salud constantemente debe promover la inclusión de cereales integrales, leguminosas, verduras y frutas, y evitar el consumo excesivo de hidratos de carbono simples.

Como alternativa, puede recomendarse añadir a los alimentos ricos en fibra algún endulzante sin calorías como Splenda para favorecer su consumo, porque proporciona un agradable sabor dulce a la dieta y reduce considerablemente la cantidad de energía que aportan los hidratos de carbono simples y sin alterar el efecto de la fibra.

Más de 100 estudios respaldan la seguridad en el consumo de este edulcorante, el cual puede ser utilizado para hornear, cocinar y añadirse en bebidas y platillos fríos o calientes para toda la familia incluyendo niños, mujeres embarazadas, mujeres en período de lactancia y pacientes con diabetes.

Si deseas más información, consulta la página http://www.splenda.la/mexico/

Fuente: Splenda

Post a Reply